BENEFICIOS DEL POLEN EN PERSONAS MAYORES

Características del Polen de Flores

El Polen de flores destaca por su efecto energizante y por su capacidad de aumentar el rendimiento físico y mental. Pero, además, el Polen de flores es una excelente fuente nutricional y uno de los antioxidantes más potentes de la naturaleza. Destaca su alto contenido en proteínas, en concreto contiene todos los aminoácidos esenciales, los cuales se caracterizan por poderse obtener exclusivamente a partir de la dieta ya que no pueden ser sintetizados de manera endógena. También contiene vitaminas (sobretodo complejo B), minerales, enzimas y otros nutrientes de elevada actividad biológica.

Es considerado el alimento más nutritivo que existe en la naturaleza, por lo cual es muy recomendable que lo tome cualquier persona, en cualquier época del año como refuerzo nutricional, pero muy especialmente las personas mayores, ya que con el polen de flores conseguirán un aporte nutricional ideal con respecto a las necesidades gerontológicas.

Además, el polen, es un producto 100% natural, que aporta diferentes beneficios a este tipo de personas. Por un lado, es sencillo y fácil de tomar y se aleja de la presentación en forma de cápsulas o pastillas, propias de los tratamientos farmacológicos que suelen ser habituales a estas edades. Por otro lado, sus componentes son fácilmente asimilables por el organismo, incluso en personas de avanzada edad que pudieran tener mayores dificultades digestivas o de asimilación, favoreciendo al máximo el aprovechamiento de sus propiedades.

 

Beneficios del Polen de Flores

Te resumimos los beneficios que aporta el polen, cuando quien lo consume es una persona mayor:

          · Efecto inmunoestimulante, tanto para prevenir y tratar alteraciones del sistema respiratorio (resfriado, gripes, faringitis, tos, etc.), como para el cuidado del sistema gastrointestinal (úlceras, enteritis, diarreas, etc). Es preventivo contra numerosas alteraciones de la salud causadas por una bajada de las defensas. Los ancianos, igual que los niños, tienen el sistema inmunológico más debilitado, por lo que el polen es muy recomendable para estos grupos de edades.

          · Numerosos estudios demuestran su eficacia frente a la prostatitis o inflamación de la próstata. Con los años, el tejido prostático puede inflamarse y causar molestos síntomas. Con la toma habitual de polen, se previenen eficazmente los síntomas inflamatorios de la próstata.

          · Propiedades energizantes y revitalizantes. Es muy recomendable en casos de debilitamiento o falta de vitalidad en general. También en casos en los que la demanda energética aumenta, para tener mayor fuerza y vigor.

          · Garantiza que no hallan desequilibrios nutricionales, los cuales están presentes en el día a día de las personas mayores a través de la disminución del apetito y la falta de motivación por comer de manera adecuada y equilibrada. El polen contribuye a que la dieta sea más completa. Es sabido que la malnutrición se relaciona con un aumento de la morbi y mortalidad, sobre todo en las edades extremas como niños y ancianos. Es imprescindible mantener un estado nutricional adecuado para mejorar la calidad de vida.

          · Fantástico regulador del apetitoque restablece el apetito perdido en casos de anorexia y regula la ansiedad por comer en caso de obesidad. Las personas mayores suelen sufrir deterioro en los sentidos del gusto y el olfato, dificultades de masticación y digestivas que pueden ocasionar falta de apetito.

          · Previene el envejecimiento prematuro ya que ejerce un potente efecto antioxidante. Neutraliza los radicales libres, generadores de enfermedades degenerativas.

          · En edad gerontológica, aumenta la frecuencia de demencia senil y las funciones cognitivas pueden verse afectadas. El polen, mejora la concentración y la memoria.

          · La falta de autoestima y de motivación, la soledad, el aburrimiento, así como el aislamiento social, pueden hacer mella en el estado de ánimo de las personas mayores. El polen es muy aconsejable en personas con depresiones, irritabilidad, nerviosismo, ansiedad y astenia o apatía.

          · Ayuda a la cicatrización por lo que también se recomienda en casos de heridas o úlceras por presión.

          · El polen es ideal para casos de aumento del gasto proteico o incremento de las necesidades proteicas, como por ejemplo en niños, deportistas y ancianos. El aporte de proteínas en el anciano puede verse comprometido debido a diversas causas como los trastornos de la masticación, una menor secreción gástrica y pancreática, el coste elevado de los alimentos proteicos, cambio en las apetencias, alteraciones digestivas y procesos patológicos recurrentes. El déficit proteico favorece la disfunción del sistema inmunológico, la aparición de edemas y úlceras, la dificultad de cicatrización y la pérdida de masa muscular.

          · Su elevada concentración en complejo B, lo convierte en un alimento perfecto para prevenir y tratar la anemia.

Te recomendamos tomar el Polen de flores en ayunas, para obtener una eficaz y rápida absorción de los nutrientes. Lo tomaremos sin mezclar con ningún otro alimento y lo amasaremos en la boca para comenzar la digestión de los principios activos mediante la acción de la amilasa, propia de las glándulas salivales.

Aunque cualquier momento es bueno para hacer un refuerzo nutricional, te recomendamos tomar el Polen especialmente en épocas de cambio estacional, preparando así al organismo para hacer frente a las nuevas solicitudes que pueda requerir.

Los comentarios están cerrados.