CÓMO CAMBIA NUESTRO CUERPO DURANTE EL EMBARAZO

Desde las primeras semanas, la mujer embarazada comienza a tener cambios físicos y fisiológicos. El cansancio y el sueño se apoderan de las primeras semanas de gestación por lo que se sentirá agotada y es de esperar que quiera permanecer en la cama el mayor tiempo posible. A continuación, explicaremos las posibles causas del cansancio y sueño en estas primeras semanas, así como los principales cambios que experimenta la mujer a lo largo de las tres etapas del embarazo. Por último, daremos unos cuantos consejos para aliviar este malestar y así poder conciliar mejor el sueño.

¿Por qué estoy tan cansada? ¡Me muero de sueño!

A pesar de no saberse las causas exactas de porqué aparece el agotamiento y sueño en las primeras semanas de gestación, si se ha llegado al acuerdo de ciertos cambios que puedan estar influenciando en ello.

          · Cambios fisiológicos y hormonales: Desde los primeros días, el cuerpo se va preparando para lo que sucederá en los próximos nueve meses. La progesterona aumenta considerablemente para facilitar el buen desarrollo del feto y mantener un buen embarazo. Sin embargo, ésta subida hormonal provoca a nivel del sistema nervioso mayor cansancio y fatiga a la mujer embarazada.

          · Formación de la placenta: En las primeras semanas del embarazo se formará la placenta, la cual facilita la alimentación del feto. Para su formación y mantenimiento, hacen falta cierta cantidad de oxígeno, sangre extra que la mujer empleará ya no tanto para realizar sus actividades diarias sino para crear la placenta. Esta energía empleada para ello hace que la presión arterial disminuya debido a la vasodilatación arterial provocada por ciertas hormonas para aumentar el riego sanguíneo hacia la placenta y por consiguiente la mujer se siente más cansada. A su vez, a pesar de producir más sangre para crear la placenta, el embarazo hace que se retengan líquidos lo que influye en la disminución del flujo sanguíneo que puede provocar una leve anemia que puede estar agravando los síntomas de cansancio y agotamiento.

          · Náuseas y vómitos: Aparecen en el primer trimestre los primeros síntomas del embarazo y consigo los vómitos y las náuseas. Dichos síntomas hacen que la mujer pierda mucha energía y se sienta agotada, a pesar de ello, por suerte estos síntomas desaparecen en unas semanas.

          · Dificultad para dormir: Pasar una buena noche para la mujer embarazada es complicado, entre las posibles náuseas, la frecuente ida al aseo a orinar, los dolores de espalda, el ardor estomacal y la preocupación constante en esas primeras semanas de que vaya bien el embarazo, pueden hacer que su descanso por una parte no sea reparador y por otra que no pueda conciliar el sueño con facilidad.

Principales cambios del primer trimestre de embarazo

         A lo largo de todo el embarazo aparecen una serie de sintomatologías típicas, pero éstas no serán las mismas en cada trimestre del embarazo. Al inicio del primer trimestre aparecen las recurrentes náuseas y mareos, así como la ausencia del periodo y las ganas frecuentes de ir a orinar. Éstos son los síntomas más comunes, pero existen de otros que van apareciendo a lo largo del primer trimestre como pueden ser los siguientes:

          · Debido a los cambios hormonales que sufre el cuerpo de la mujer embarazada, aparecen alteraciones en el estado de ánimo, alteraciones en el sueño, cansancio, dolor en las encías y su sangrado, pérdida de apetito o mayor apetencia por la comida.

          · A nivel fisiológico, el pecho suele aumentar y por lo tanto en ese proceso se siente un poco dolorido, aparecen además pequeños puntitos alrededor de la aureola llamados tubérculos de Montgomery. Debido a la mayor producción de sangre y a la rapidez con la que ésta fluye, aparecen venas visibles de color azulado en el vientre, en los senos y en las piernas, posibles arañas vasculares en brazos y cara. Por último la piel se vuelve más rosada.

          · Debido a la nueva personita que se está formando en el vientre materno, los músculos encargados de descomponer los alimentos se relajan para mantener más tiempo la comida en el estómago, todo ello hace que la madre pueda sentir acidez estomacal o estreñimiento.

Principales cambios del segundo trimestre de embrazo

En el segundo trimestre de embarazo todo tiende a aumentar, es una fase de crecimiento en la que la mujer experimentará ciertas molestias por el crecimiento del bebé en su vientre acentuando aquellas que ya habían aparecido en el primer trimestre y apareciendo de nuevas.

          · El aumento de pecho ya es notorio, debido a la producción de prolactina que facilitará la producción de la leche, los pezones aumentan de tamaño y se vuelven más sensibles y oscuros.

          · El vientre aumenta ya que el útero aumenta de tamaño, debido a ello, se acentuarán los reflujos, las digestiones pesadas y el estreñimiento ya que el estómago tiene menos espacio para situarse correctamente. Aparece además debido al aumento del tamaño del vientre una línea vertical oscura y posiblemente el ombligo sobresalga, tranquila, desaparecerá después del parto. Otra dificultad que aparece por el aumento del útero es la falta de aire que se sintomátiza con sensaciones de asfixia ya que hay un menor espacio para el hígado y el diafrágma. Por último, la opresión de la vejiga hace que vaya más veces al aseo.

          · La retención de líquidos hace que los brazos, piernas y sobre todo los tobillos aumenten de tamaño y se sientan hinchados y pesados.

          · Debido a los cambios hormonales, puede aparecer vello en zonas donde antes no lo había o salir mayor cantidad donde ya hay. Esto desaparece tras el embarazo.

A partir del segundo cuatrimestre se recomienda utilizar cremas solares con factor alto para evitar las manchas en la piel y sobre todo utilizar cremas hidratantes para evitar la tirantez, estrías y demás que puedan causar estiramiento de la piel del vientre, piernas y brazos. También es recomendable el uso de prendas anchas y cómodas tanto para la madre como para el futuro bebé.

Principales cambios del tercer trimestre de embarazo

Llega el tercer trimestre y con él los últimos cambios del embarazo, el momento en el que el vientre está más prominente. A lo largo del tercer trimestre, todas las molestias de los dos anteriores se intensifican debido al gran sobresfuerzo que tiene que hacer la futura mamá. Debido a que el útero aumenta, el sentimiento de ahogo, los dolores de espalda, la acidez por la presión del estómago, el estreñimiento… todo ello se ve muy afectado.

Alrededor de la semana 36, cuando el feto está en posición definitiva para salir, va desapareciendo el sentimiento de asfixia y los ardores por que el útero deja de presionar el torax y el estómago, sin embargo, al estar más abajo el feto, se sentirán más ganas de ir al baño, estreñimiento y posiblemente aparezcan hemorroides por la presión de la cabecita del bebé en la pelvis. A partir de entonces, comenzará a sentir ciertas contracciones no muy molestas en la parte baja del abdomen.

En cuanto al estado emocional de la futura mamá, los cambios de humor, la ansiedad y la preocupación por el momento del parto se hacen frecuentes, sobre todo en madres primerizas. Sus conductas son relacionadas con la hora del parto, comienzan a preparar “el futuro nido” del bebé por lo que intentarán tener un espacio acogedor para el nuevo miembro de la familia, limpiarán y ordenarán todo para el momento del nacimiento.

Como hemos podido ver a lo largo del artículo, son muchos los cambios que experimenta la mujer cuando está embarazada, es por ello que se ha de tener dedicación y agradecimiento por el gran esfuerzo que está realizando, así como ayudarla en todo lo posible. Hay que tener paciencia con sus cambios de humor pues tras ellos se esconden alteraciones incontrolables hormonales. Al fin y al cabo, la mujer está creando un nuevo ser dentro de ella y ello requiere mucha paciencia, dedicación y mucho amor para que el momento de la llegada del bebé sea el mejor posible.

Añadir un comentario

Tu correo electrónico no será publicado. Los campos requeridos están marcados