SEMANA MUNDIAL DE LA LACTANCIA MATERNA

¿Qué es la lactancia materna?

La lactancia materna se podría definir como una forma de alimentar al bebé a partir de leche producida en el seno materno. La Organización Mundial de la Salud (OMS) y el Fondo de Naciones Unidas para la Infancia (Unicef) señalan que la leche materna es el alimento ideal para los bebés, ya que les ayuda a su correcto crecimiento y desarrollo.

Pero… ¿alguna vez habéis pensado cómo se produce la leche materna? La respuesta está en las hormonas. La prolactina es la encargada de que haya producción de leche, mientras que la oxitocina desencadena la salida de la leche.

Entonces… ¿eso que dicen que algunos alimentos aumentan la producción de leche? Esto es un mito. La producción depende únicamente del estímulo que realiza el bebé al succionar. Cada vez que las glándulas mamarias se vacían, éstas generan más leche, por lo tanto, a mayor succión, más producción de leche.

¿De qué está compuesta la leche materna?

A mediados del siglo XX se pusieron de moda las leches artificiales, que inclusive fueron consideradas superiores a la leche materna. Ahora, se sabe que no hay ninguna fórmula comercial que pueda igualar la idoneidad de la leche materna, ya que esta, además de las cantidades apropiadas de hidratos, proteínas y grasas, también proporciona vitaminas, minerales, enzimas digestivas y hormonas, es decir, todo lo que un infante necesita para crecer.

Otra particularidad de la leche materna es que es un fluido cambiante e inteligente, es decir, se va adaptando a los requerimientos del lactante a lo largo del tiempo, en función de sus necesidades energéticas y su desarrollo. Sorprendente ¿verdad?

Hay varios tipos de leche. La primera leche elaborada por la mujer después del parto y durante los primeros 4-7 días se llama calostro. Esta leche tiene una composición muy parecida al suero sanguíneo. Es pobre en grasa y lactosa, pero especialmente rica en colesterol y en proteínas, en concreto, inmunoglobulinas A (proteínas defensivas), que cubren y protegen el tracto gastrointestinal del recién nacido y lo protegen hasta que su propio sistema inmunológico funciona correctamente.

Luego, a partir de la segunda semana se produce la leche madura. A diferencia del calostro, esta es más rica en lactosa (el azúcar de la leche) y grasas, especialmente ácido linoleico, por lo que es más calórica (lógico, el niño necesita mucha energía para poder crecer). Como decíamos antes, la leche, va sufriendo variaciones en su composición, y no solo a lo largo de la lactancia, sino también a lo largo de la toma. La leche liberada al principio de una comida, es aquosa, baja en grasa y alta en carbobhidratos, mientras que la del final de la toma es más rica en grasas, siendo por ello más saciante. 

Otro dato interesante, es que la leche NO es aséptica, como se creía hace unos años. Tiene un montón de bacterias… ¡pero tranquilas! no son peligrosas, todo lo contrario. La leche materna es un alimento prebiótico, es decir, alberga bacterias vivas que colonizan el tracto digestivo del bebé y lo protegen de las posibles infecciones. Y no solo eso, también contiene fibras (oligosacáridos) que sirven para alimentar estas bacterias. ¿Y de donde proceden estas bacterias y estas fibras? De la dieta de la madre. Fijaos en lo importante que es la alimentación de la madre para el bebé. Si la madre come frutas, verduras, legumbres o cereales fabricará una leche que proteja al bebé, si en cambio come alimentos con mucho azúcar y grasas refinadas, hará todo lo contrario. 

Beneficios de la lactancia 

Decidir dar lactancia materna, tiene un montón de beneficios, tanto para la madre como para el bebé. Te invitamos a leerlos, y después nos dices si no es la mejor opción.

          · Beneficios para el bebé: 

· Cubre totalmente sus necesidades nutritivas

· Es más digerible (por el tema de las caseínas)

· Contiene sustancias que fortalecen el sistema inmune del bebé (las inmunoglobulinas A y las bacterias con efecto protector del tracto intestinal)

· Contiene factores hormonales que promueven el crecimiento

· Protege frente infecciones del tipo respiratorio (asma, bronquitis, alergias)

· Protege frente infecciones digestivas (diarrea, estreñimiento, cólicos…)

          · Beneficios para la madre:

· Se establece un vínculo afectivo entre la madre y el bebé

· Ayuda a bajar de peso (para producir leche, el cuerpo utiliza la grasa que ha almacenado durante el embarazo)

· Ahorras tiempo y dinero

¿Cómo conservar la leche materna?

Por un lado, el calostro, se puede mantener a temperatura ambiente (27-32ºC) durante 12 horas, pero la leche madura aguanta menos, y en a esa misma temperatura podía tenerse como mucho 4-6 horas. Por eso, es mejor guardarla en la nevera (0-5ºC), donde puede aguantar perfectamente durante al menos una semana.

Otra buena opción, es congelarla. De esta forma puede aguantar perfectamente 3-4 meses. Luego, cuando queramos utilizarla, simplemente la calentaremos al baño María hasta que se descongele y… ¡lista!

¿Hasta cuándo es bueno que el bebé tome leche materna?

La lactancia materna tiene que ser EXCLUSIVA durante los primeros 6 meses de vida del recién nacido. Después de esos 6 meses, de forma complementaria a la lactancia, se deben ofrecer al bebé otros alimentos, pero la leche de la madre seguirá siendo el alimento base. Y… ¿Hasta cuándo se le puedo dar, o no dar el pecho? Fácil, hasta que la madre y el niño lo decidan. No hay límite.

El patrón de duración de lactancia en los humanos hasta hace menos de 100 años, ha sido de 3 a 4 años, con variaciones entre el año y los 7 o más años. Todavía hay sociedades y culturas en las que la lactancia prolongada es lo normal.

En la actualidad la Organización Mundial de la Salud (OMS) y el Fondo de las Naciones Unidas para la Infancia (UNICEF) recomiendan mantener la lactancia hasta los dos años o más, en todos los países del mundo… ¿2 años, eso no es mucho? Algunas personas beben leche de vaca incluso a los 80 años… ¿acaso crees que la leche de una vaca va a ser mejor que la de una madre? Piensa que cuanto más tiempo dure la lactancia materna, más tiempo obtendrá el niño todos sus beneficios.

Añadir un comentario

Tu correo electrónico no será publicado. Los campos requeridos están marcados